Mié. Oct 5th, 2022
Gran Canaria es la isla con mayor número de denuncias por violencia de género

El abogado la junta directiva como miembro y el objetivo es promover las actividades de la Fundación Themis e involucrar a más abogadas. También «feminizando» la redacción de textos legales.

¿Qué es la asociación Themis y cuáles son sus objetivos?

La asociación fue fundada en 1986 por un grupo de abogadas, disconformes con el tratamiento reservado a los derechos de las mujeres y los niños y de cómo las reivindicaciones y solicitudes no están reflejadas en los textos legales, a pesar del amparo constitucional. Themis, dentro de sus objetivos, busca visibilizar a las mujeres, promover la incorporación de la perspectiva de género en la redacción de textos legales. Las mujeres no somos un grupo, como pueden serlo personas de diferente raza, de diferente orientación sexual… pero somos más del 52% de la población. El trabajo que hagamos será siempre desde una perspectiva jurídica feminista. Somos más de 400 miembros en todo el estado.

¿Qué objetivos se ha fijado en su presidencia?

Pues una de mis intenciones, junto con la de otros compañeros que ahora se nos han incorporado, es precisamente tener mayor presencia en otras comunidades autónomas donde no estamos, y que se sumen abogadas jóvenes. Como retos, no solo incorporar a los jóvenes socios, sino también lograr que los socios se sientan más involucrados dentro de la asociación. Creo que son malos tiempos para el feminismo y para las juristas feministas, porque estamos en un momento donde hay mucho discurso popular, mucho oportunismo feminista. Hay muchas personas que se autodenominan feministas, pero olvidan lo que realmente son, quien se define como tal debe saber la importancia que esto conlleva. Y hay quien dice que no es feminista, cuando en realidad lo es. La Constitución española no afirma el género, sino el sexo, pero adopta esos pasos y esas herramientas en varios artículos para poder incorporar esta regulación con perspectiva de género.

Para usted que está aquí desde 1994 y ha vivido todas estas décadas de lucha, ¿qué significa haber llegado a la presidencia de Themis?

Leer también  'Afganistán, la guerra silenciosa contra las mujeres y las niñas', viernes

Me parece una gran responsabilidad, porque creo que pertenezco a una asociación de gran peso y de gran consideración, formada no sólo por mis antecesores, sino también por contemporáneos y por los que quieran venir a sumarse. Yo creo que hay que conseguir la igualdad de género y las mujeres son las protagonistas, pero sin olvidar que hay que seguir reivindicandolas. Los derechos de las mujeres y la comprensión de la justicia de género son quizás nuestro mayor reclamo y me gustaría poder aportar un granito de arena a mi mandato. Somos un equipo, no hay protagonistas. Las feministas tenemos que enseñar que hay que seguir reivindicando los derechos, porque lo más fácil es perderlos, y creo que hoy tenemos este reto, porque puede haber un involucionismo.

Es fundamental seguir concienciando a pesar de la lucha de muchos años…

“Hay que enseñar la importancia de seguir reivindicando los derechos de las feministas para no retroceder”




La sensibilización de los jóvenes abogados es sumamente importante, porque estamos viendo, y hay muchos estudios que lo avalan, que los jóvenes entienden que están en un mundo de iguales, pero no es así. El feminismo ha pasado de la igualdad formal, a la igualdad de oportunidades, a la igualdad real, pero nos estamos olvidando de la igualdad efectiva. Debemos comprometernos, el legislador y los políticos debemos comprometernos a brindar los medios para que las herramientas jurídicas que tenemos actualmente sean verdaderamente un camino para implementar y lograr esa justicia y equidad social.

Hablaba de que en los últimos tiempos ha habido cierto retroceso en los derechos de las mujeres, ¿hay retrocesos después de lo que ha costado avanzar?

Podemos volver a dar pasos atrás, pero estamos decididos a no hacerlo. Pero para ello hay que estar atentos, porque lo que no está recogido en los textos legales no puede reclamarse en los tribunales. Y la forma de redactar los textos jurídicos es muy importante. El lenguaje es fundamental, no solo inclusivo, sino ese lenguaje en el que las mujeres están presentes y las niñas están presentes. Aparte de eso, la forma de escribir y qué verbos se utilizan: no es lo mismo «se garantizará» que «se obligará», al igual que no es lo mismo «será» que «se buscará». Es por esto que siempre debemos revisar la redacción de los textos legales. Y también hay ausencias en los reglamentos, después de la Constitución. Hay un vacío en la justicia para las mujeres y hay una necesidad de incorporar la perspectiva de género en los tribunales.

Leer también  San Ginés declara por el pago de un millón de euros a un abogado durante la quiebra de Inalsa

El personal judicial en Canarias es mayoritariamente femenino, pero ¿sigue existiendo ese sesgo masculino?

La perspectiva de género es una categoría analítica que ha venido a preguntarse cómo cualquier problema, no solo una norma, afecta de manera diferente a hombres y mujeres. Si no somos formados desde pequeños en perspectiva de género, en cualquier ámbito, no viviremos en libertad. Si algún operador jurídico -ya sea el judicial, el fiscal, el abogado, el médico forense…- no tiene esta perspectiva, es imposible que lleguemos a un mundo igualitario.

Las estadísticas demuestran que Canarias es una de las comunidades más disputadas en caso de violencia de género…

Tenemos una alta tasa de litigiosidad. Lo que teníamos era una ley pionera contra la violencia de género, pero Canarias tiene sus propias características. Somos una región muy cosmopolita donde conviven diferentes culturas y esto nos obliga a aprender a convivir, y todavía estamos imbuidos de estos prejuicios sexistas en nuestra educación. Pero no creo que Canarias se diferencie de otras comunidades autónomas en cuanto a disparidad de género.

Las denuncias van en aumento, pero ¿es por concienciación o porque hay más casos de violencia?

La macroencuesta de la delegación de gobierno de 2019 afirma que, de hecho, no se denuncia toda la violencia que está pasando, solo un 22%, con los que hay mucha violencia oculta. De Themis tenemos varios estudios en los que nos preguntamos cómo a veces no se contempla esta violencia oculta. Todavía quedan esos prejuicios de género, esa falta de credibilidad hacia las mujeres, que no siempre denuncian o cuánto sufren por miedo a que no les crean, por miedo al proceso largo y lento o porque no quieren seguir con eso. prueba. Si todo fuera más rápido, si los protocolos y las instituciones funcionaran como deben, si el proceso judicial no relegitimara a las mujeres, las víctimas no se quedarían atrás y darían ese paso. Tenemos la obligación como Estado de proteger a estas víctimas, tenemos que trabajar en el diagnóstico, reparación, prevención y sanción, que debe ser lo último.

Leer también  El Ayuntamiento rinde homenaje a las víctimas del accidente del JK5022 en el 14 aniversario de la tragedia

¿Cree que hay cierta desafección con el poder judicial cuando tiene que tratar casos de violencia de género?

Subsiste la obligación del tribunal de impartir justicia de conformidad con el principio de legalidad, y de actuar con la debida diligencia, instruyendo, estudiando y resolviendo las cuestiones que se planteen y lleguen a sus instancias. Esta formación en perspectiva de género, en justicia jurídica, en derechos humanos debe ser necesaria para todos los operadores jurídicos. Pero también para la policía y para las autoridades o centros sanitarios, los primeros lugares donde se puede visibilizar una situación de violencia. Debemos ir en contra de prácticas que siguen siendo violencia de género, como la prostitución, la pornografía, los matrimonios forzados, la mutilación genital o el útero alquilado. Hay temas que no interesa que se toquen, pero las feministas nos preocupamos por ellos y seguiremos incidiendo en ellos para tener una sociedad equitativa.

Por Jose Luis Pastor Gomez

Jose Luis Pastor Gómez es un famoso periodista español. Nació el 5 de mayo de 1966 en Madrid, España. Tras finalizar sus estudios en la Universidad Complutense de Madrid, comenzó su carrera profesional como periodista en 1988. Ha trabajado para varios periódicos y revistas como El País, El Mundo y ABC. Además, ha colaborado en diferentes programas de radio y televisión. Su trabajo ha sido reconocido con varios premios, como el Premio Rey de España al Mérito Periodístico (2001) y el Premio Nacional de Periodismo (2002). En la actualidad, José Luis Pastor Gómez es miembro de la junta directiva de la Asociación Española de Editores de Periódicos (AEDE) y de la Asociación Internacional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.