Dom. Abr 14th, 2024

La cuarta edición de los Premios Desalambre celebrada este jueves reconoció la labor de periodistas, activistas y organizaciones que se centran en la historia de los más olvidados. Desde personas sin hogar y las causas que lo provocan, hasta historias de niños migrantes que han perdido a sus madres en el camino.

Para la apertura de esta edición, la secretaria de Agenda 2030, Lilith Verstrynge, pronunció un discurso en el que habló de la importancia del periodismo comprometido: “Creo que cuando hablamos de periodismo comprometido queda más o menos claro para todos lo que decir” Sin embargo, “cuando hablamos de periodismo comprometido, creo que también estamos hablando, por el contrario, de periodismo no comprometido”.

Verstrynge también subrayó la necesidad de proteger los valores de la Agenda 2030, “en cada período histórico, creo que los anhelos de libertad y justicia que atraviesan a todos los pueblos de la tierra se han traducido en proyectos colectivos y de transformación social, y considero Creemos firmemente que actualmente el proyecto común de toda la humanidad que mejor representa estos anhelos es la Agenda 2030”.

Juanlu Sánchez, subdirector de elDiario.es, quien destacó la calidad e independencia del jurado de los premios, compuesto por Amaia Celorrio, Miren Hualde, Jose María Vera, Pilar del Río, Irene Bello Quintana, Iván Muñoz, Moha Gerehou, Juan Luis Sánchez, María Ramírez and Gabriela Sánchez.

“Esta cuarta edición de los Premios Desalambre llega también en un momento complicado”, saludó Gabriela Sánchez, responsable de la sección Desalambre, del CaixaForum de Madrid. “Nos estamos acostumbrando a vivir momentos históricos, cuando parecía que salíamos de una crisis sanitaria, este año una guerra en Europa nos ha desequilibrado”, continúa. Durante su intervención, Sánchez subrayó la necesidad del periodismo y el activismo para «contar y resaltar aquello a lo que no prestamos atención».

Inflación oportuna y ayuda humanitaria

Durante los premios, que fueron patrocinados ACNUR Y anesvad, Miren Hualde, responsable de comunicación de la Fundación Anesvad; José María Vera, director ejecutivo de UNICEF España; y José María Gil-Robles, presidente del Comité Español de ACNUR, que participó en una mesa redonda donde hablaron de “lo que están haciendo las ONG”. Este panel fue moderado por Juanlu Sánchez, quien hizo preguntas sobre cómo funcionan las ONG, cómo les ha afectado la inflación o cómo les afectan iniciativas solidarias concretas.

Leer también  Nace en Maspalomas el I Foro de Reeducación con el objetivo de adelantarse a las necesidades de la 'Escuela' del futuro - Digital Faro Canarias

En este último punto, todos coincidieron en la necesidad de una organización de esta ayuda humanitaria. Vera insistió en la necesidad de «mantener el orden y la gente con experiencia» en la entrega de la ayuda humanitaria, de lo contrario sería difícil que llegara. Respecto a la inflación, Gil comentó que “las organizaciones son como las casas, si suben el precio de todo. Llega un momento en que o los ingresos crecen o llega el momento de decidir a quién ayudar”.

Durante el debate, los tres también hablaron de la importancia de seguir informando más allá de los incendios puntuales. “Ahora estamos ocupados con Siria o Turquía, pero nos hemos olvidado de Afganistán. Creo que los medios deberían estar pendientes de todos”, dijo Gil. Mientras que Miren insistió en “mover mensajes más allá de emergencias puntuales”.

Antes de la entrega de premios, la comediante, actriz, activista y también ganadora de uno de los Premios Desalambre de esta edición, Asaari Bibang realizó un pequeño monólogo, donde nos muestra una pequeña parte de su trabajo. En él, denunciaba el racismo en España a través del humor y lanzaba importantes mensajes contra la cosificación de las mujeres racializadas y la explotación de las personas negras. “Algo pasa en Estados Unidos, y salimos en la televisión todos los días de esa semana, y solo para hablar de cosas negras, como que la inflación no me afecta”.

Premios para organizaciones y activistas

El primero en recibir el premio fue Alberto Mata, vicepresidente de Hogar Sí, quien recogió el galardón en nombre de la organización Hogar Sí por su campaña «#PRINCIPIOS» que recopila historias ficticias, creadas a partir de testimonios reales, para dar a conocer la situación de el sinhogarismo en España, e informar sobre las principales causas que llevan a estas personas a vivir en la calle. “Muchas gracias por este premio que nos emociona mucho, pero sobre todo felicidades porque con este trabajo le das voz a los sin techo”, dijo Mata. “La falta de vivienda termina cuando comienza la vivienda. Todos podemos acabar en esa situación, no es una elección porque nadie quiere vivir o morir en la calle”, y resaltó la necesidad de acabar y no gestionar el sinhogarismo.

Leer también  Protesta en memoria de Romina Celeste Núñez

Posteriormente, el premio al mejor trabajo de documentación lo recogieron Helena Maleno, Erika Guilabert y Lucas Vaquero de Caminando Fronteras, autores de ‘Monitoreando el derecho a la vida en la frontera sur’. El informe contabiliza el número de personas fallecidas y desaparecidas en su intento de emigrar a España, analizando sus causas, integrando las cifras con los testimonios. Maleno pronunció un pequeño discurso en el que agradeció el premio y recordó a todos los que hicieron posible la investigación, “queremos recordar a todos los que forman parte de esta investigación”.

Le siguió Asaari Bibang, quien aceptó el premio al Activista del Año. Bibang se ha convertido en los últimos años en una de las voces más visibles y activas contra el racismo en España. En el podcast «No hay negros en el Tíbet», que copresenta con Frank K y Lamine Thor, aborda temas como la oscuridad y el racismo a través del humor, visibilizando la vida de los afrodescendientes en España. Asaari agradeció el premio y se lo dedicó a su familia. “Agradezco a mis padres que creo que me inculcaron el coraje de luchar por lo que realmente creo y que me enseñaron a amar bien”.

premios de periodismo

El periodista José María Rodríguez recibió el premio al mejor reportaje o crónica escrita por »Mamá se quedó en el mar’: los huérfanos de la ruta migratoria canaria’. La crónica, escrita desde Las Palmas de Gran Canaria y publicada en EFE, cuenta la historia de Aissata, Seidou y Amina. Los tres niños llegaron a Canarias en barco y perdieron a su madre en el camino. Con este galardón, el jurado ha querido reconocer la labor muchas veces invisible de los periodistas de agencia. Durante su intervención, Rodríguez se emocionó y subrayó la necesidad de poner cara a las cifras: “Porque es muy difícil odiar a los que conoces”.

Le siguen José Bautista y Rocío Márquez, que recibió el premio al mejor reportaje multimedia por »Fronteras SA: la industria del control migratorio’. La investigación periodística analiza cuánto cuestan las políticas migratorias en España y ahonda en el negocio que se esconde tras las fronteras. Durante su intervención, Bautista destacó que hay muchas «horas y sudor» detrás de su trabajo, y subrayó que la información «parte de la pregunta: ¿quién gana detrás de este sufrimiento?». Además, añadió que «esto es solo la punta del iceberg porque hay más», y recordó que «hay medios muy valientes que se atreven a contar lo que está pasando, porque hay jóvenes que crean un futuro mejor y que tienen dedica parte de su tiempo libre de forma voluntaria a hacerlo posible».

Leer también  El Tribunal contra la Violencia Infantil y Adolescente, en el BCI

El último ganador de la velada fue Emilio Morenatti, quien recibió el premio Desalambre a la constancia. Morenatti es fotoperiodista de conflictos y actual directora de fotografía de la agencia Associated Press (AP) para España y Portugal. Tiene 30 años de experiencia cubriendo conflictos armados. Actualmente está cubriendo la guerra de Ucrania por lo que no pudo asistir a la gala. Sin embargo, dejó un video en el que agradeció el premio: “Gracias a los miembros del jurado y perdón por no estar hoy. Reconozco ser terco, y creo que llegué a donde estoy por terquedad, no por talento. Durante su intervención subrayó que seguirá «enfocando la lente» en la lucha por los derechos humanos.

Para concluir la gala, el Ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, dedicó unas palabras a los premiados y se comprometió a continuar con la lucha por los derechos humanos. “Gracias a elDiario.es por estos premios. Si nos fijamos bien, los premios normalmente se dirigen principalmente a personas famosas y exitosas… ese es el objetivo. Sin embargo, estos premios ponen el énfasis en los desvalidos, porque hay que estar con los desvalidos. Gracias al jurado por esta maravillosa elección. Porque estos ganadores resaltan las situaciones de los más vulnerables”.

Por Jose Luis Pastor Gomez

Jose Luis Pastor Gómez es un famoso periodista español. Nació el 5 de mayo de 1966 en Madrid, España. Tras finalizar sus estudios en la Universidad Complutense de Madrid, comenzó su carrera profesional como periodista en 1988. Ha trabajado para varios periódicos y revistas como El País, El Mundo y ABC. Además, ha colaborado en diferentes programas de radio y televisión. Su trabajo ha sido reconocido con varios premios, como el Premio Rey de España al Mérito Periodístico (2001) y el Premio Nacional de Periodismo (2002). En la actualidad, José Luis Pastor Gómez es miembro de la junta directiva de la Asociación Española de Editores de Periódicos (AEDE) y de la Asociación Internacional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *